lunes, junio 30, 2008

Besar La copa

Ayer cuando termino el partido donde España se coronó campeón y mientras los jugadores besaban la copa, un amigo me dice:

-"Yo no se porque besan la copa, que ridículo"

Solo atiné a contestar:

-"No lo sé, tal vez sea por lo mismo que la gente besa crucifijos, santos de cerámica, fotografías y hasta billetes".
-mmm

-mmm.

Nota:*El post anterior acaba de ser actualizado.

9 comentarios:

Blog de Kekox dijo...

es una expresion de adoracion

un saludo Humberto

El Tío César dijo...

Es como besar a la chava por la que tanto te esforzaste en ligar desde la secundaria...

Centrífugo dijo...

Con el debidísimo respeto para un fan (pues vió el partido y la celebración) que dice no entender esa manifestación de alegría, que en el fondo lo que afirma es no entender a la naturaleza humana...

Nuestra vida está plagada de pequeñas ceremonias, aparentemente sin sentido, que, en el fondo, manifiestan nuestra pertenencia a un determinado grupo social. No se entienden por sí mismas, sino por el contexto en el que tienen lugar...

Pero dudas académicas, siempre serán divertidas y bien venidas, jeje.

Abrazos Centrífugos!

Pereque dijo...

Holas. Ya vi el reconocimiento. Lo agradezco pero le agradezco más la imagen del libro y el machete.

¡Saludos y bienvenido!

ale dijo...

yo pasaria la copa por mi pito, hhahaa, asi todos la besaran, y ni cuenta se darian :P

Arcangel Vulcano dijo...

Humberto ¡que bueno!, interesante tema el que planteas hoy.

Pensamos, que se trata de una especie de ritual deportivo. Los trofeos son un símbolo, en realidad no se venera el objeto en si mismo, sino el logro deportivo alcanzado; claro que se suele sobredimensionar así la hazaña deportiva como tal.

En el maravilloso deporte del fútbol, es habitual, que los jugadores cuando compiten por un título de importancia universal,dentro del contexto de su significativo triunfo, expresen de distintas maneras sus naturales emociones.Es todo un curioso rito el que practican los protagonistas del espectáculo; que no es solo un deporte, sino que también una profesión y una caudalosa maquinaria que produce trabajo y riqueza.

El fútbol es verdad que es un magnifico deporte, pero también como disciplina deportiva universal produce muchísimo dinero. Hoy es una próspera industria. Los jugadores que son las estrellas, cobran sus cuantiosos honorarios por jugar, es su oficio,como cualquiera se alegran cuando ganan su sustento, pero también por comercializar su imagen a las marcas deportivas y toda clase de franquicias.Es impresionante como se invilucran tantas empresas con este hermoso deporte.En verdad, si se es integrante de una aquilatada selección nacional como la española,cuando un jugador se entera de que la Federación de su país recibirá por haber ganadao el campenato de la Eurocopa la suma de 90 millones de euro, no puede lógicamente que sentirse dignamente orgullosos por haber contribuido con la obtención de ese premio. Como diría mi abuelita. "Eso no son conchas de ajo" Así se le da no un beso a la Copa, sino un largo paseito cargandola sobre su cabeza, pidiéndole a los fotografos representantes de todo el mundo que le tomen una fotico.

Besar el trofeo, es como una cuestión de lógica vanidad humana, que se comprende mucho más cuando se sabe que el jugador campeón, tendrán unas merecidísimas vacaciones en alguna cálida costa del mundo asoleándose, disfrutando de las tibías aguas de algún buen charquito, mientras otros, como es obvio, deben regresar con su maleta acuestas rumiando la trsite derrota.El triunfo siempre es dulce, la derrota hiere y se siente hasta en los huesos; cuando se pierde no provoca ni besar a la amada;Ppro los ganadores se emocionan tanto que besan hasta la grama, calvas,etc...cosas de humanos y no de Dioses del Olimpo.

Un Fraternal saludo.

Martín Bolívar dijo...

Es un ritual, una ceremonia,quizás de origen religioso. Los católicos suelen besar imágenes en fechas determinadas. Un beso es un gesto cariñoso que transmite afectividad. Se besa lo que se quiere, lo que se ama, por lo que se lucha y, a veces, es necesario exteriorizar estos sentimientos de forma pública. Se besa algo que tiene mucho valor. Existe una antigua leyenda del beso, de un conde que tuvo un hijo extramatrimonial con una pastora. Su hijo y la pastora debieron marchar, pero la pastora cuando murió le dio a su hijo una cadena de oro que le había regalado el conde. Se cuenta que el joven volvió a su tierra y cuando estaba bebiendo en una fuente su padre le reconoció por la cadena de oro, le abrazó y le besó. En Avilés, Asturias, una vez al año, en el mes de mayo se rememora esta leyenda. Se elige a una pareja de novios que tenga pensado casarse. La chica le da a probar leche cuajada al joven dentro de un recipiente de cerámica. Después se rompe y se cuentan los pedazos, cuya cantidad será la cantidad de besos que deberán darse los novios. Un historiador, José Manuel Feito, afirma que el recipiente que se rompe se asociaba en la antigüedad con el útero de la mujer que se expandía y daba a luz un hijo.

Real-X dijo...

¿para probar a lo que sabe la victoria?

Lorena dijo...

si, muy buena respuesta Humberto...
saludos!